El Atlético vence por la mínima al Leicester en la ida por la Champions

El Atlético de Madrid ha dado el primer golpe en la eliminatoria de cuartos de final ante el Leicester imponiéndose por la mínima (1-0) en el Vicente Calderón gracias a un tanto de Antoine Griezmann desde el punto de penalti tras una acción que provocó él mismo.

El conjunto de Diego Pablo Simeone ha sido muy superior a los Foxes y lo cierto es que el resultado se antoja escueto viendo lo que se ha percibido sobre el terreno de juego; un Atlético que ha salido a morder y que no ha dejado prácticamente salir de su campo a los de Craig Shakespeare.

Empezó avisando muy pronto Koke, con un chutazo desde fuera del área que se estampó en el poste derecho del marco de Kasper Schmeichel, pero sería el de casi siempre el que abriera el marcador: Antoine Griezmann.

El delantero francés recogió el balón en el centro del campo, volcado a la banda izquierda, donde inició una galopada tremenda que acabó con la zancadilla de Albrighton. Hay que decir que vista la repetición la acción ocurre fuera del área, pero el colegiado decretó la pena máxima que no desparovechó ‘Grizi’.

El Leicester pareció despertar en instantes aislados al inicio del segundo tiempo, pero fueron únicamente fuegos de artificio. Jamie Vardy ha sido un islote esta noche que en ningún momento ha puesto en problemas a la zaga rojiblanca, mucho menos a Jan Oblak, inédito en todo el encuentro.

Continuaron apretando durante todo le segundo acto los pupilos de Simeone, pero no encontraron la manera de meter mano nuevamente a un Leicester que al menos en los segundos cuarenta y cinco minutos no ha concedido tanto como en los primeros.

 Así las cosas, el Atlético logra viajar con ventaja mínima al King Power Stadium, pero con la sensación de que incluso pudo dejar la eliminatoria encarrilada tras un encuentro en el que ha anulado por completo a su rival.
Fuente: goal.com

Leave a Comment